Vecinos de Murcia se quejan del material que la Comunidad está repartiendo por correo

Vecinos de Murcia se quejan del material que la Comunidad está repartiendo por correo

Mari Carmen y Pedro recibieron ayer en el buzón de su casa, en el barrio de San Nicolás de Murcia, sendas mascarillas higiénicas que forman parte de la partida que la Comunidad está repartiendo a toda la población de entre 40 y 59 años. Decidieron estrenarlas, pero no llegaron con ellas ni a la puerta de la calle. «Nada más probarlas se rompió la goma de las dos mascarillas», cuentan.

La misma queja se repite en otras zonas de la ciudad a las que también han empezado a llegar estas mascarillas, como los barrios de El Carmen y Vistabella. «La que he recibido en mi casa no tiene completa la tira más gruesa; no está bien hecha», se queja una vecina de Vistabella. «Es muy grande; no se ajusta a la cara, es incomodísima», apunta otro vecino. «A la primera puesta cedió la goma, sin lavado previo ni nada», añade un tercero. La Asociación de Usuarios de la Sanidad ha recibido otras ocho quejas en dos días, y todas por lo mismo. «Nos dicen que se rompe nada más ponerla, y que son muy endebles», señalan en esta organización.

La Comunidada ha encargado, en total, 600.000 mascarillas de este tipo a las empresas yeclanas del mueble. Medio millón se están repartiendo por correo, y otras 100.000 irán destinadas a entidades sociales. El coste asciende a 600.000 euros (1 euro por mascarilla). Se trata de un material reutilizable, que en principio aguanta entre cinco y siete lavados. «Son fabricadas a mano, homologadas y reutilizables. Se envía una a cada destinatario, con las instrucciones pertinentes», explica la Consejería de Salud. «A las empresas fabricantes y a la Administración no les consta ninguna queja al respecto, pero no hay inconveniente en reponerlas en los casos en que haya podido darse esta excepcionalidad», señala Salud, en referencia a los casos en que el producto se ha roto.

FUENTE: LA VERDAD

Related posts