Los alergólogos prevén una primavera «intensa» para los alérgicos al polen en la Región

Los alergólogos prevén una primavera «intensa» para los alérgicos al polen en la Región

La Región de Murcia ha alcanzado a lo largo del mes de febrero niveles muy altos de polen de ciprés, superior al de los últimos ocho o diez años, lo que se ha traducido en un aumento de los pacientes alérgicos que acuden a las consultas, según ha hecho saber el jefe de sección de Alergología del Hospital Reina Sofía de Murcia, Juan Carlos Miralles López.

En declaraciones a Europa Press, Miralles destaca que los niveles han sido muy altos para la cupresáceas en general y de ciprés, en particular. Asimismo, también ha empezado a repuntar un poco la parietaria, que pertenece a la familia de las urticáceas.

Si la primavera no es muy lluviosa, Miralles advierte que «será intensa» para los alérgicos porque habrá gran cantidad de polen en suspensión debido a que las precipitaciones han sido abundantes en invierno. En cambio, si la primavera es lluviosa, el polen tenderá a quedarse en el suelo y estar menos en la atmósfera.

Los síntomas de los alérgicos al polen de ciprés, según Miralles, son la rinoconjuntivitis, es decir, el picor de ojos y nariz, el lagrimeo, estornudos, mucosidad acuosa en la nariz, congestión nasal y, en los casos más graves, asma. Asimismo, se pueden presentar pitos y opresión en el pecho, fatiga y tos.

Miralles ha señalado que los recientes episodios de polvo africano en suspensión o de contaminación también contribuyen a agravar los síntomas. «Si uno tiene las vías respiratorias inflamadas por la alergia, cualquier episodio que produzca irritación va a empeorar los síntomas», explica.

RECOMENDACIONES
Miralles recomienda, en la medida de lo posible, evitar salir a hacer ejercicio en el exterior si se tiene alergia a los pólenes que están en el ambiente; así como evitar pasear por parques y jardines y evitar hacer excursiones al campo o a zonas en las que haya mucho polen.

Igualmente, aconseja usar gafas de sol, viajar mejor en coche que en moto debido a que se está más expuesto al aire exterior. Si se viaja en coche, aconseja llevar la ventanilla cerrada y, si se usa aire acondicionado, equiparlo con filtro antipolen.

En la casa, recomienda tener las ventanas cerradas todo el tiempo que sea posible; emplear aire acondicionado y evitar, en la medida de lo posible, la exposición a grandes cantidades de polen, aunque reconoce que es complicado porque circula por el aire.

FUENTE: LA OPINION

Related posts